Turismo

publicidad
24 de abril de 2012 • 12:37

¿Está la imagen del Cusco en riesgo?

El presidente de la Cámara Regional de Turismo del Cusco (Cartuc), Boris Gómez Luna, dijo que la lucha contra el narcoterrorismo en los valles del río Apurímac y el Ene (VRAE) podría perjudicar la imagen de Cusco como destino turístico.
Foto: Thinkstockphotos.
 

El presidente de la Cámara Regional de Turismo del Cusco (Cartuc), Boris Gómez Luna, dijo que está preocupado por la violencia desatada por los narcoterroristas en la selva cusqueña.

El empresario cusqueño dijo que la lucha contra el narcoterrorismo en los valles del río Apurímac y el Ene (VRAE) podría perjudicar la imagen de Cusco como destino turístico.

"El turismo es muy sensible a informaciones ligadas a la seguridad de los viajeros” –dijo Gómez Luna–.  “Los visitantes prefieren cambiar su itinerario cuando en una determinada zona hay algún conflicto social". 

Gómez también dijo que dicha situación provocaría una caída  en el flujo de turistas internacionales que arriban al Cusco, principal atractivo del país para el mundo.

“Promperu y otras instancias deberían poner énfasis en esclarecer que el problema del narcoterrorismo ocurre en una zona distante a los principales atractivos turísticos del Cusco”, dijo el empresario.

Según escribe el diario La república,  para evitar un impacto negativo, el empresario propuso que en toda información emitida sobre los enfrentamientos contra el narcoterrorismo en la selva cusqueña de La Convención  aclare que está muy distante a las rutas Turísticas.  

“El problema es que cuando se informa sobre el VRAE y se menciona al Cusco como el lugar de los conflictos con el narcoterrorismo, no se aclara que la Ciudad Imperial, Machu Picchu y los demás circuitos turísticos son totalmente seguros”, dijo.

La guerra  está focalizada en los límites de Cusco y Ayacucho.

 

Terra